cabecera

pagina_principal

Riosucio
 

20 DE SEPTIEMBRE: DÍA DEL RÍO RIOSUCIO

1

El 20 de septiembre de 2015, por tercer año consecutivo, se va a realizar una jornada ciudadana alrededor del río Riosucio, la que se ha convertido prácticamente en una Acción de Gracias: Un día dedicado a quien nos da el agua durante los 365 días del año.

Se celebra la penúltima semana de septiembre de cada año, en referencia a que entre agosto y septiembre de 1538 pasó el conquistador Juan Vadillo por la región y le puso el nombre de “Riosucio” al río llamado “Imurrá” en lengua nativa.

Aunque el río Riosucio recorre buena parte del territorio sur del Municipio, las actividades del DÍA DEL RÍO RIOSUCIO se centran en la comunidad del Alto Imurrá (Resguardo Indígena de Nuestra Señora de La Candelaria), sector de La Playa, porque en ese lugar se depositó hace 478 años la avalancha que le dio el nombre a Riosucio:

“Al llegar a los encuentros del río Supía con el Imurrá, Badillo y sus compañeros observaron que este último arrastraba en su corriente gran cantidad de lodo y por este motivo lo llamaron RIOSUCIO, nombre que más tarde se extendió a todos sus contornos, especialmente al sitio que queda al pie del “Engrumá” (…) Las aguas del Imurrá presentaban este aspecto debido al derrumbamiento de la cuchilla de Iva. Las colinas que se desprendieron del Engrumá, al ser arrastradas por las aguas, formaron la “playa de Imurrá” –conocida hasta hoy con ese nombre-. Se asegura que las aguas del Imurrá estuvieron arrastrando lodo por un espacio no menor de dos años”
Purificación Calvo de Vanegas.
(Riosucio, Biblioteca de Autores Caldenses, Manizales, 1963).

 

Organiza la Comunidad de Alto Imurrá, con el apoyo de la Alcaldía Municipal, el Cabildo de La Montaña, la Institución Educativa John F. Kennedy, Grupos Ecológicos y demás personas, entidades y empresas que se deseen vincular.

 

Sendero Ecológico de La Playa

Este año se va a inaugurar el Sendero Ecológico en la reserva natural del Acueducto Municipal, construido en asocio con CORPOCALDAS con fines pedagógicos, para fortalecer el vínculo cultural de los habitantes de Riosucio con su principal fuente hídrica y el compromiso con su conservación.

Conocimiento asociado al río Riosucio

Como dice un viejo proverbio, seguramente chino: “Nadie ama lo que no conoce”, a continuación se reproduce un fragmento de la monografía sobre Riosucio que preparó en los años noventa don Roberto Calvo, que al tratar de la Hidrología del Municipio trae una interesante descripción de la microcuenca del río Riosucio, acompañada de un mapa a mano alzada de los diferentes fuentes de agua y áreas de protección que la componen.

 

MICROCUENCA DEL RÍO RIOSUCIO
Por: Roberto H. Calvo Ladino

Fuente: Roberto H. Calvo Ladino. “Algunos aspectos del Municipio de Riosucio”, en: VIII Encuentro de la Palabra [1990]. Biblioteca de Autores Caldenses. Manizales, Ediciones Ingrumá, 1994, págs. 391-397

Capítulo VIII
HIDROGRAFÍA

En Riosucio el río principal se denomina Río Sucio (NOTA 1), su microcuenca está formada por quebradas nombradas así:

Quebrada La Soledad
Quebrada La Pintada
Quebrada La Cuerera
Quebrada El Campestre
Quebrada La Sierra
Quebrada Sipirra
Quebrada Nacederos

2

Otras quebradas de menor importancia

A la altura del puente el Jordán la mayor parte de estas fuentes se unen para originar el río los Quingos. Este río baña una zona agrícola y ganadera, donde se levanta la montaña llamada Cerro la Aguacatal. Sigue su curso y un poco abajo del puente de Angosturas, se le une la quebrada Sipirra que reúne gran cantidad de agua que vierte del Cerro Ingrumá y algunos lugares cercanos como los manantiales de los Barrios el Ciprés, el Carmen, los Fundadores, las Mercedes, las Veredas de Sipirra, Miraflores y los parajes el Alto las Cruces y San Antonio. Aquí propiamente se forma el río Sucio, que en su trayecto recibe las aguas de la Guajira, el Diamante y el Palal, la Iberia, Portachuelo, la Rueda, la quebrada Nacederos y otras corrientes del Corregimiento de Bonafont. El río Sucio descansa en el lecho del río Supía, cerca a la desembocadura de éste en el Cauca.

Otras fuentes intersectantes en la irrigación de zonas rurales de Riosucio son las quebradas Robada, Amolador y Aurora que se unen y forman la quebrada Barales. La quebrada mencionada del Cerro le proporciona el agua al Barrio Las Mercedes y a la vereda Sipirra. La fuente Santa Inés es digna de tenerse en cuenta. Estas corrientes desembocan en el río Las Estancias afluente del río Supía.

En una extensión considerable el Corregimiento de San Lorenzo se halla cruzado por el río Aguas Claras. Limitando con el Municipio de Supía podemos divisar el río Arcón. Ambos aumentan el caudal del río Supía.

En región próspera en reforestación y ganadería nace el río Oro, que se pierde en lontananza a través de tierras onduladas, próxima al municipio de Anserma se une al Arroyohondo, dando el origen al río Risaralda que atraviesa el legendario valle del mismo nombre.

  1. Nacimiento del río Sucio

 

El río Sucio nace en el Cerro de la Pintada en una región cuyos lugares mencionados como la Pintada y la Soledad, tienen suelos ácidos y lagunosos. Existen orillas de su lecho desprotegidas, solo se observan desechos y potreros. Se derriban los pocos bosques nativos de ese sitio.

Aunque todo río por naturaleza es importante, el río Sucio es determinante en la vida del municipio de Riosucio. Sus aguas nutren el acueducto municipal y riegan una rica zona agropecuaria.

El material rocoso más abundante de su lecho está puesto por: dolomitas, arcillas y calizas.

La Pintada y la Soledad son sectores poco habitados. La gente vive del ganado, aves y agricultura en menor proporción. También se ven reforestaciones de Pinus pátula.

Las especies forestales más comunes son: cedro, bambú, yarumo, drago, bogotano, sietecueros, lancerillo y aguacatillo. Los árboles indicativos el bogotano, el drago y el sietecueros, plantas de rápido crecimiento.

Podemos mencionar como propietarios del cerro de la Pintada a los señores Ricardo Cardona, Juan Navarro y Eduardo Jaramillo.

El río Sucio aumenta su volumen más abajo del puente de Angosturas, cuando le caen las aguas de la quebrada Sipirra.

El nacimiento del río Sucio se halla a la altura de 2.286 mts. sobre el nivel del mar.

Interesante anotar que el día 11 de noviembre de 1982 las entidades oficiales, privadas y cívicas de Riosucio orientadas por el Grupo Ecológico efectuaron la labor de plantar árboles en las cabeceras y orillas del lecho del río Sucio.

2) Quebrada Barales

Las quebradas afluentes son las indicadas para abastecer el acueducto de Riosucio. Esta quebrada está formada por tres fuentes principales:

La Robada
Amolador
La Aurora

La quebrada Robada presenta contaminación, a sus aguas llegan pequeñas fuentes infectadas por excrementos y moléculas de elementos químicos empleados para consumir basuras. Esto se solucionaría fácilmente.

El caudal de las quebradas Robada y Amolador podría ser utilizado para complementar el acueducto municipal, después de solucionar los escasos síntomas de contaminación. Es conveniente efectuar investigación acerca de si sería posible emplear las aguas de la quebrada Barales.

En las cabeceras de estos arroyos se divisan cosechadores, potreros y rastrojos. En otros sitios de la región se ven poblaciones de Pinus pátula, cipreses y el eucaliptus que se utilizan industrialmente.

Anteriormente se comentaba que existía en este lugar una inmensa laguna denominada Mogán; hoy no quedan vestigios.

Las quebradas Robada, Amolador y aún la de Barales, no serían tan suficientes de abastecer el acueducto de una ciudad con una población igual a la de Manizales, Pereira, Medellín, Cali, Bogotá, etc. Sería básico reforestar estos nacimientos.

Los habitantes de esta región viven de productos agropecuarios.

Nota: En el momento de publicar este trabajo, el agua de la quebrada Barales es utilizada para el consumo de la 'población de Riosucio.

3) Quebrada la Sierra

La quebrada la Sierra está formada por corrientes demasiado reducidas. Por el momento no ofrece condiciones especiales para ser incluida en la solución de las necesidades del acueducto municipal. Muchas de las fuentes que la componen se hallan en peligro de extinción. Sus nacimientos están sembrados de maíz, potrero y rastrojos. Estos manantiales son aprovechados en pequeños tanques para uso de los habitantes de la zona. Su suelo deja ver principios de erosión. La población de esta región está dedicada a trabajos agropecuarios.

Recomendaciones

Después del análisis anterior se podría recomendar:

1. Al hallarse deforestados los nacimientos se debe reforestar con el fin de mantener buen control hidrológico y proteger el suelo de la erosión. Se reforesta principalmente del nacimiento a las bocatomas. Si se facilitara, en las orillas más desprotegidas de los cauces de los ríos. Se utilizan especies que se acomoden al medio, propias para ello y de porte liviano. Hacer drenajes en las partes lagunosas, con el propósito de conservar y recuperar esos suelos.

2. Cultivar los suelos acorde al medio que sus condiciones geológicas, hidrológicas y topográficas lo permiten. Ejemplo: en lugar de sembrar pastos conviene reforestar.

3. Hacer un vivero forestal para mantener el material vegetal a disposición.

4. Teniendo en cuenta la cercanía de las minas del Salado a la microcuenca del río Sucio, se le puede recomendar a la gente que vive en esa zona utilizar carbón mineral para la elaboración de sus alimentos y demás necesidades. Conveniente comunicarles que el costo de este combustible es mínimo.

5. Educar a la gente respecto al medio ambiente, indicándole sobre todo, los perjuicios ocasionados por la explotación inadecuada a nivel forestal, fauna silvestre y piscicultura, que tanto altera el ecosistema. Se recomienda una buena asistencia técnica.

 

Nota de Albicentenario.com: Algunos lo denominan Río Sucio. La mayoría prefiere el término Río Riosucio. La poeta Ada Luz lo llama Riosueños. El nombre nativo es Río Imurrá.

3
Vista de Riosucio, arriba, y del río Riosucio, abajo.
Una imagen insospechada para un municipio que a veces pareciera que no tiene río. El río se aprecia rodeando el Cerro de Aguacatal, alcanzándose a ver el puente del mismo nombre. Foto tomada desde la vía a La Iberia a la altura de La Horqueta de Cielo, metros abajo de la caseta de Aguacatal-Cañamomo

4